• Aquilea.com

Cómo prevenir las lesiones

Ahora que ya podemos salir más a la calle, muchos deportistas han vuelto a sus rutinas. Asimismo, otras muchas personas que antes no lo eran se han animado a empezar con esta saludable actividad. No obstante, es muy importante realizar ejercicio físico de manera correcta para prevenir lesiones, más aún si llevabas mucho tiempo sin hacerlo. ¿Quieres saber cómo? ¡Nosotros te ayudamos!

Consejos para prevenir lesiones

Practicar cualquier tipo de actividad física de manera incorrecta conlleva altos riesgos de sufrir una lesión. Sufrir una conlleva un daño a tu cuerpo, de tal forma que te generará malestar no solo al realizar deporte, si no en las actividades del día a día. 

Asimismo, te obliga a hacer un parón en la práctica de deporte, lo que te impide alcanzar tus objetivos. Para evitar estas situaciones, existen una serie de pautas que toda persona debe tener en cuenta a la hora de empezar a hacer deporte o de retomarlo: 

  1. Empezar de manera progresiva. No pongas tu capacidad al límite, tu cuerpo necesita volver a acostumbrarse a la actividad física y, para ello, es mejor seguir un ritmo adecuado e ir aumentándolo a medida que nos vayamos fortaleciendo. El sobrecalentamiento es contraproducente, ya que disminuye el rendimiento y anula los beneficios del ejercicio. Es importante saber cuándo bajar el ritmo o parar. 

  1. Utilizar el equipamiento adecuado. No usas unas gafas mal graduadas, ¿verdad? Pues tampoco debes usar un calzado inapropiado para realizar deporte. Asimismo, debes utilizar ropa cómoda, que te permita realizar movimientos con total libertad y confort; así como buenas protecciones y un calzado idóneo. 

  1. La variedad. Hacer solo un tipo de deporte no es del todo beneficioso. Para equilibrar articulaciones y músculos lo mejor es realizar diferentes tipos de actividad física. Además, hay que mantener una buena higiene postural y llevar a cabo los ejercicios con buena técnica. Correr con la postura y la pisada correcta y hacer entrenamientos específicos de grupos musculares que lo requieran es muy importante para evitar lesiones y optimizar el rendimiento. 

  1. La planificación. No se puede entrenar a lo loco; debe haber una planificación previa que incluya un calentamiento y un estiramiento al finalizar la actividad. Al comenzar es recomendable hacer ejercicios de activación como el trote, el skipping o la plancha abdominal. Por su parte, para finalizar, es recomendable hacer estiramientos de tipo pasivo y una disminución progresiva del trote hasta volver al reposo. 

☝Aquí te dejamos un artículo de ejercicios para mejorar la movilidad articular y prevenir lesiones.

  1. La alimentación. La base de una buena salud es la dieta y, en este sentido, es necesario aportar a nuestro organismo los nutrientes necesarios para obtener energía para que pueda aguantar ejercicios de cierta intensidad y se pueda recuperación de forma más rápida. Asimismo, es igual de importante mantenerse hidratado para evitar problemas de rendimiento y para que los tejidos musculares estén más elásticos y flexibles, evitando así las temidas lesiones. 

El descanso. No solo nos referimos a las horas de sueño, que deben ser 7 u 8 y, además, debe ser reparador; sino también a al descanso que debe realizar entre los ejercicios y entre los días de entrenamiento. De esta forma, el cuerpo puede recuperarse y puede aprovechar los beneficios del ejercicio.

Fortalecer músculos, huesos y articulaciones: magnesio con colágeno

Existen sustancias que se generan en nuestro organismo de manera natural para asegurar el buen mantenimiento de las articulaciones, los huesos y los músculos y, así, evitar lesiones. Es el caso del colágeno, la proteína más abundante de nuestro cuerpo cuya presencia es esencial para aportar resistencia y flexibilidad a los tejidos de las articulaciones, los huesos, la piel y los músculos. 

Con el paso de los años, el cuerpo pierde capacidad para generar esta sustancia de manera natural, lo que deriva en una debilitación de los tejidos. Por ello, es aconsejable seguir una dieta rica en alimentos que potencian la síntesis de esta proteína, como la ingesta de pescados, carnes o lácteos. Asimismo, la síntesis de colágeno y los beneficios del mismo, se ven potenciados con el magnesio, un mineral fundamental para el buen funcionamiento de nuestro organismo. 

En concreto, el magnesio ayuda a la normal contracción y relajación muscular y ayuda a disminuir la sensación de cansancio. Asimismo, ayuda al mantenimiento de los huesos, al buen funcionamiento del sistema nervioso, a mantener el equilibrio electrolítico y al buen funcionamiento del metabolismo energético. 

En ocasiones, una buena alimentación rica en estas sustancias no es suficiente para mantener nuestro cuerpo fuerte y flexible. Ante esta situación, se utilizan complementos alimenticios para ayudar al mantenimiento de los huesos y los músculos en condiciones normales. Uno de estos complementos es Aquilea Magnesio + Colágeno, el aliado perfecto para personas que practican deporte o ejercicio intenso y para aquellas otras que quieran mantener el equilibrio electrolítico. 

Si sigues las recomendaciones anteriores y combinas una buena alimentación con Aquilea Magnesio + Colágeno, ayudarás a mantener tus huesos y músculos y contribuirás a minimizar los calambres derivados de la actividad deportiva.

Grupo Areafit®. Todos los derechos reservados 2020.

  • Facebook
  • Instagram
738e536059f8ca89ae33a97f0edca2ff-icono-d